Santo Tomé — 14.01.2020 —

Investigan la muerte de una beba que horas antes fue abandonada por su madre

Tenía solo 11 meses y el diagnóstico da cuenta de un cuadro de desnutrición. El día anterior, la madre la había entregado a una vecina de nuestra ciudad, en la puerta de los cajeros del banco de Santa Fe. La justicia ordenó la detención de la mujer y su pareja.

Por: santotoméaldía /

La justicia investiga la muerte de una beba de apenas 11 meses de edad, en lo que aparenta ser un caso de desnutrición. En ese marco, se ordenó la detención de una mujer de 29 años y un hombre de 40, padre de la menor, por “abandono de persona seguido de muerte”. 

Según se supo, la mujer entregó su hija a una vecina de nuestra ciudad el domingo por la noche, en inmediaciones de los cajeros del Banco de Santa Fe, donde habitualmente pedía limosnas. 

Los hechos
Este lunes, minutos después de las seis de la tarde, desde el Sanatorio Servicios Médicos dieron aviso a la Central de Emergencias 911 que había ingresado una menor de edad fallecida. Cuando la policía llegó al lugar, los profesionales de la salud y enfermeros  relataron que la menor había ingresado al centro de salud aproximadamente a las cinco de la tarde, sin signos vitales.

La beba fue llevada al sanatorio por una mujer y un hombre, vecinos de nuestra ciudad, pero que no eran sus padres. Según dijeron, la beba había sido entregada por su madre el día anterior (domingo) cerca de las diez de la noche, en la puerta de los cajeros del Nuevo Banco Santa Fe.

Según consta en el acta policial de la Comisaría 12, estas personas recibieron a la beba de 11 meses porque “la menor se encontraba en estado de desnutrición y la madre no poseía dinero para lograr sustentar una buena calidad de vida a la pequeña”. 

Al día siguiente, la mujer  llevó  la beba a la casa de un hombre que es chofer del servicio de emergencias del 107 de la ciudad de Laguna Paiva, quien se dio cuenta que la pequeña se encontraba desvanecida. Por eso, la llevaron al sanatorio Servicios Médicos.

Un dato a mencionar, es que la mujer que llevó a la beba al sanatorio desconocía la identidad de los padres de la menor y solo habría mencionado “que siempre se encontraba pidiendo en la puerta del Banco”.

La policía informó de lo sucedido al fiscal Andrés Marchi, quien se encontraba en turno de la fiscalía de Homicidios,  y ordenó que los acompañantes de la menor sean trasladados en calidad de comparendo a la sede policial.

El fiscal, además, solicitó a la policía que busque a los progenitores de la beba. En ese sentido, en un primer momento los agentes localizaron a un menor de 9 años, hermano de la menor fallecida, en inmediaciones del Banco de Santa Fe.


Detenidos
Luego de hablar con el niño, la policía se dirigió a barrio Costa Azul donde localizó a quien sería el padre. Miguel Eduardo Iturain, de 40 años de edad, que estaba junto a otra menor de 2 años. El hombre indicó que la madre, Vanesa Block, de 29 años, estaba con su otra hija, de 5 años.

La brigada motorizada pudo localizar minutos después a la madre y, junto con el padre, ambos fueron trasladados a sede policial.
Ya en horas de la noche, según consta en el acta, el médico policial examinó a la beba fallecida y diagnosticó “abandono y desnutrición”, aconsejando que se realice la autopsia.

El fiscal Andrés Marchi ordenó que Block e Inturain (madre y padre) queden arrestados por abandono de persona seguido de muerte, según confiaron fuentes policiales a Santotomealdia. Este jueves, desde el Ministerio Público de la Acusación confirmaron que la madre y el padre permanecen detenidos, a la espera de un día y horario para la audiencia imputativa.


Desnutrición y drogas
Por otra parte, la policía informó que en horas de la noche se informó lo sucedido a la Subsecretaria de Niñez de la provincia. Los hermanitos de la menor fallecida, de 2, 5 y 9 años, fueron trasladados al Hospital de Niños de la ciudad de Santa Fe.

Este martes por la mañana, Inés Colmegna, directora de la Secretaría de Niñez de la provincia, realizó declaraciones en radio Aire de Santa Fe y confirmó que los primeros exámenes médicos realizados detectaron la presencia de drogas en el cuerpo de la menor. En ese sentido, se presume que la madre podría haber sido consumidora de algún tipo de sustancia que habría transmitido a la beba a través de la lactancia.

“La droga que se detectó en la beba puede haberse transmitido a través de la leche materna. Sus tres hermanos, que tienen 9, 5 y 2 años, están en una institución de resguardo del Estado provincial y les están haciendo las revisaciones pertinentes en cuestión de salud”, aseguró la funcionaria

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

campos obligatorios

DESTACADAS